.


Share on Facebook

Elegir bien el gimnasio es fundamental si vas a muscularte

Si has decidido ya empezar a muscularte en serio, si has decidido que quieres entrenarte de verdad en el gimnasio, si has decidido dejar ya de ir al gimnasio de vez en cuando y has optado por seguir un plan serio y riguroso para lograr que tu cuerpo crezca… tienes que hacer varias cosas:

-en primer lugar, fijar claramente tus objetivos.

-en segundo lugar, trazarte el plan adecuado a esos objetivos.

-en tercer lugar, elegir bien los medios para ejecutar ese plan y lograr los objetivos fijados.

Y en este tercer apartado es donde entra un factor fundamental si quieres hacer las cosas bien: elegir el gimnasio en el que te vas a ejercitar. Y esto, si tú eres de los que trabajan en serio su cuerpo, sabes que es esencial.

Debemos escoger el entorno en el que vamos a trabajar durante meses y meses. Y para esto vamos a seguir unas pautas:

1-El gimnasio debe estar bien equipado

Lo primero que hay que observar del gimnasio que en el que nos vamos a matricular es el equipamiento, por supuesto. Debemos tener en cuenta, por supuesto, los aparatos que tiene. ¿Nos van a permitir estos aparatos trabajar nuestro cuerpo de la forma adecuada? El gimnasio debe tener todos los aparatos que nosotros vayamos a requerir y, además, debe tener aparatos suficientes como para que nos permitan ejercitar un mismo grupo muscular de varias formas distintas. Es más: un buen gimnasio actualizará su tecnología periódicamente, y eso nos va a permitir ejercitarnos en la forma más conveniente.

http://www.ejerciciosconpesas.es/wp-admin/post.php?post=7884&action=edit

Y no solamente eso: debe tener esos aparatos en un número suficiente como para que no tengamos que estar haciendo una cola interminable cada vez que vayamos a utilizar uno. Ten esto muy en cuenta, porque si no, vas a perder dos horas y media de la tarde o de la mañana para poder ejercitarte solamente unos sesenta minutos.

Y, según como funcione tu organismo, podrás pedirle o no que tenga ciertos complementos. Hoy en día hay muchos gimnasios con spa, sauna, hidromasaje,… ¿Son necesarios estos elementos? Pues depende de ti… Si tú sales de trabajar, te ejercitas bien, te duchas y te vas a tu casa para seguir tu plan dietético, pues hasta preferirás que no tenga esos servicios porque encarecen la cuota mensual y atraen a gente que va a hacer allí un ejercicio de mero mantenimiento de una forma que no va contigo. Y hasta atrae a ciertos grupillos que sólo van a hacer vida social. En cambio, si tú aprovechas el spa porque así recuperas mejor, o si usas mucho el masaje para tratar tu musculatura y ásí realizar un trabajo de mayor calidad la semana siguiente, pues sí te va a compensar pagar una cuota más elevada.

2-Ir al gimnasio debe ser cómodo para ti

Con esto nos referimos a que no cometas el error de escoger un gimnasio que te quede muy lejos de casa. Si tienes que caminar veinte o veinticinco minutos para ir al gimnasio cada día, o si tienes que ir en coche expresamente… Bueno…

Trata de que ir al gimnasio te sea cómodo. Puedes ir después de trabajar, aprovechando la vuelta en el coche, o antes. O elige el que esté cerca del colegio de los niños, para acudir a él antes de recogerlos.

De lo que se trata es de evitar el “hoy he llegado tarde, ahora ya casi voy a pasar de ir”. Esto es más común de lo que parece, e ir al gimnasio debe ser algo placentero, no una tortura a la que sólo le ves el fin cuando empiezas con los aparatos.

raton de gimnasio

3-Mucho ojo con la clientela

Céntrate en el entrenamiento. Está bien, incluso, que vayas al gimnasio con un compañero, puesto que a ambos os puede venir bien para mantener la disciplina. Pero no conviertas el ir al gimnasio en una fiesta social. El gimnasio no es un club social al que ir a ver a los amigos. Hombre, poder puede hacerse, pero… Verás cómo los resultados se resienten. Si en una hora trabajas efectivamente veinticinco minutos, pues…

Y, por el otro lado, cúidate muy mucho de ir a un gimnasio plagado de macarras y de flipados. ¿Has probado a ir a un gimnasio especializado en boxeo, o en kick-boxing? Je,je,je… Hay algunos muy respetables, desde luego, y por eso la gente que se dedica a estas actividades y trabaja en ellos sabe mejor que yo a lo que me estoy refiriendo. Estos gimnasios son como una tía muy buena: a por ella van o los mejores, o los más chalados. Y hay que separar el grano de la paja… A muchos dueños de gimnasio les da igual que vayan deportistas serios o que vayan camellos a traficar. La cuota que pagan es la misma.

4-Y mucho ojo con los monitores

He estado en los tres mejores gimnasios de mi ciudad (por instalaciones, equipamiento y facilidad de acceso), y la nota que les pongo a los monitores es de … 2 sobre 10. El de los monitores es un serio problema en este país. ¡Qué pocos hay buenos!

Chavales recién salidos de INEF que sólo quieren acabar la jornada, facturar y ponerse ellos a hacer ejercicio; guarros que sólo van a ayudar a las tías buenas para regodearse un poco, niñatos que te dicen cómo usar un aparato sin tener ni puñetera idea… Estos abundan, por desgracia. En general, pasan de todo. Si les llamas, van y se te sacan de encima en cuanto pueden, y si estás haciendo algo mal pero no les llamas… ¡tú te jodes, y ellos tan felices! Uno menos que da la brasa…

Y no les pidas una tabla adaptada a ti… Te preguntarán cuatro cosas, si has hecho pesas alguna vez, qué ejercicio sueles hacer, y rebuscarán en los cajones a ver si hay algún papel con cuatro chorradas que se parezca a una tabla…

Hazme caso. Elige bien tu gimnasio


Relacionado

One Response to “Elegir bien el gimnasio es fundamental si vas a muscularte”

  1. en argentina tambien es dificil encontra buenos monitores o profesores yo me he encontrado con algunos pesimos realmente y que no sabian responder a mis preguntas cada cual me ha armado rutinas diferentes siendo mi objetivo el mismo jaja ahora como me doy cuenta si es bueno o no?

Deja un comentario