.


Share on Facebook

El portal anabolico

El culturismo se esta convirtiendo en una ciencia exacta. Gracias a la cantidad de información con que contamos y con las modernas técnicas aplicadas a la fabricación de maquinas de entrenamiento, hoy el culturista medio progresa a un ritmo muy superior al que lo hacían los de hace unos años.

Lo que marca la diferencia entre un culturista de hoy y otro de antaño, -o de hace unos pocos años inclusive- es la cantidad de información que tiene a su disposición y que ha acumulado el primero

No es que los culturistas de una década se entrenasen menos, ni que la genética humana haya evolucionado tanto como para que un culturista medio sea muy superior a sus congéneres de una década atrás. Lo que sucede es que los medios con los que contamos hoy son infinitamente superiores a los de hace solo unos años.

Bien, entonces a aprovecharlo! Si partimos de la base que para ganar músculo de calidad solo se necesita material básico con que entrenar y alimentarse correctamente, entonces ¿donde esta la diferencia? Esencialmente, en la alimentación, y en el descubrimiento del portal anabólico.

Para entenderlo fácilmente, se ha demostrado en unos estudios que un grupo de personas sometidas a una dieta hipertrófica y a una terapia hormonal a base de andrógenos, había desarrollado en su masa muscular muy superior a otro grupo que siguió una dieta considerada normal en cuanto a su ingesta proteica y sin terapia hormonal. Hasta aquí nada nuevo ni trascendental, de no ser por el hecho de que el primer grupo siguió una conducta sedentaria durante el tiempo que duro la prueba, mientras que le segundo grupo estuvo entrenando tres días por semana. Es decir, tubo mas importancia el entorno anabólico creado por la dieta hipertrófica y los andrógenos, que el ejercicio físico sin un sustento nutricional adecuado.

Fuentes de proteínas

Ahora conocemos nuevos aspectos acerca de como actúa nuestro organismo en situaciones concretas, y esto es de vital importancia para extraer el mayor beneficio posible de la practica del culturismo.

De los mismos estudios que revelaron la importancia de la alimentación, se llego a la conclusión de que después de una dura sesión de entrenamiento es cuando el cuerpo se encuentra temporalmente en las condiciones idóneas para mejorar la síntesis muscular.

Es justo después de una agotadora sesión de entrenamiento que el cuerpo inicia todas las tareas conducentes a reestablecer la normalidad perdida y realizar las modificaciones compensatorias para prepararse mejor ante la eventualidad de un nuevo ataque.

Después de un extenuante desgaste muscular se abre un portal metabólico porque el cuerpo esta ávido de recuperarse y regenerar todos su tejidos.

Es en ese momento cuando los niveles hormonales así como de energía son bajos, el glucógeno se ha visto agotado, los músculos se encuentran llenos de amoniaco como desecho del fuerte trabajo muscular, las fibras musculares sufren los microtraumatismos fibrilares producidos por las fuertes contracciones, la reserva de vitamina ha sido agotada porque los músculos la han necesitado, los aminoácidos ramificados son parte indispensable del tejido muscular pero a la vez donantes para restablecer la glutamina y como fuente alternativa de energía.

Cuando el cuerpo se encuentra bajo una fuerte tensión como la del ejercicio físico, pone en marcha todos sus mecanismos de acción para reparar y sobrecompensar el desgaste sufrido. Momentáneamente todos sus recursos se concentran en esa tarea y es cuando se abre esa ventana metabólica centrada en el anabolismo tisular.

En esa situación existe temporalmente el efecto metabólico compensatorio que tiende a sobrealmacenar todo aquello de que se ha visto expoliado. La evidencia empírica confirma que en ese momento el cuerpo es capaz de absorber una mayor cantidad de proteína que en ningún otro momento del día. Tanto como un gramo por kilo de peso corporal. Es decir que un atleta de 90 kilos puede llegar a absorber 90 gramos de proteínas ingeridas justo después de entrenar. En otras circunstancias cuando la ingesta de proteínas o de carbohidratos excede las necesidades metabólicas, ese excedente se excreta o se acumula en forma de grasa corporal.

El efecto de sobrecompensacion, responsable por otro lado del crecimiento muscular, es un proceso natural del organismo que tiende a reponer lo gastado pero siempre acumulando un poco mas. El organismo tiene muchos y poderosos mecanismos de defensa, siempre tendientes a asegurar nuestra supervivencia. Cuando por ejemplo sufre un desgaste, lo cual para el supone un ataque de su normalidad, inmediatamente inicia un proceso de recuperación de los elementos perdidos pero acumulara siempre algo mas de lo gastado con objeto de estar mejor preparado de responder a ese mismo ataque en caso de volverse a producir.

Este proceso es simple, natural y continuo, siendo el origen que explica nuestros progresos en fuerza, resistencia o tamaño muscular. Mejoramos siempre gracias a este proceso de sobrecompensacion.

Por lo tanto todo material utilizado durante una fuerte sesión de machaqueo sera absorbido ávidamente como una esponja por el cuerpo, que trata por todos los medios de efectuar una sobrecompensacion.

En este momento todos los nutrientes ingeridos serán absorbidos plenamente y destinados a la reparación muscular y reaprovisionamiento de sus reservas de glucógeno.

Esta ventana metabólica tiene solo un cierto tiempo de actividad, entre treinta y sesenta minutos, antes de que la homeostasis vuelva el metabolismo a su normalidad.

Con estos conocimientos en la mano el culturista debe saber sacar el máximo partido aprovechando la oportunidad que se le brinda justo después del entrenamiento.

Otra situación idónea para sacar el máximo partido metabólico de los nutrientes es justo después de levantarse por la mañana. En ese momento existe también una ventana anabólica, menor que después de entrenar, que se abre como consecuencia de las muchas horas que el cuerpo lleva sin alimentarse y realizando tareas importantes, aunque entre ellas no este el desgaste físico.

En definitiva, si sabemos utilizar el portal anabólico para saciar nuestras células musculares de los materiales que necesita, experimentaremos unos efectos anabólicos muy notables y totalmente naturales.


Relacionado

One Response to “El portal anabolico”

  1. [...] El portal anabolico [...]

Deja un comentario