.


Share on Facebook

Criterios para diagnostico de la fibromialgia

Diagnóstico de la fibromialgia:

En 1990, el Colegio Americano de Reumatología (ACR), propuso los criterios para clasificación y diagnóstico del SFM(112), con una sensibilidad de 88.4% y una especificidad de 81.1% y son los que se utilizan actualmente:

1. Historia de dolor generalizado.
Definición : Dolor a ambos lados del cuerpo, derecho e izquierdo, arriba y abajo de la cintura. Además dolor cervical, lumbar y en la región anterior del tórax.

2. Dolor a la palpación en 11 de los 18 puntos sensibles.

Definición: Localización de los puntos sensibles:

¥ Occipucio: Bilateral, en la inserción del músculo suboccipital.

¥ Cervical bajo: Bilateral, en el espacio intertransverso en C5-C7.

¥ Trapecio: Bilateral, en la parte media del borde superior del músculo.

¥ Supraespinoso: Bilateral, en su origen arriba de la espina de la escápula, cerca del borde medial.

¥ Segunda costilla: Bilateral, en la segunda unión condrocostal en la zona superior.

¥ Epicóndilo lateral: Bilateral, 2 centímetros distal al epicóndilo lateral.

¥ Glúteo: Bilateral, en el cuadrante superior externo de los glúteos.

¥ Trocanter mayor: Bilateral, posterior al trocanter mayor.

¥ Rodilla: Bilateral, en el cojinete graso medial, cerca de la línea articular.

Se necesita la presencia de los dos criterios. El dolor generalizado debe estar presente por 3 o más meses.
La presencia de otra entidad clínica no excluye el diagnóstico de SFM y cuando coincide con otra enfermedad, ambos problemas deben manejarse separadamente, pues los síntomas del SFM no se mejoran con el control de la enfermedad concomitante. Por el contrario, por ejemplo, en la asociación con artritis reumatoidea la respuesta terapéutica puede ser pobre si no se trata la fibromialgia independientemente.
Los síntomas de fatiga, alteración en el sueño, rigidez matinal, intolerancia al frío etc. son de muy frecuente presentación, pero su presencia no aumenta la exactitud diagnóstica.
No existe ninguna prueba de laboratorio para el diagnóstico del SFM, aunque deben realizarse exámenes de laboratorio de acuerdo con el cuadro clínico, no para excluir sino para confirmar la concomitancia de otra enfermedad. El incremento de la sustancia P en el LCR, los niveles bajos de serotonina en las plaquetas, la disminución del ATP en los eritrocitos, la alteración metabólica de los carbohidratos en las células rojas, la disminución de los niveles séricos del factor de crecimiento parecido a la insulina (IGF-1) y la regulación anormal de la producción de cortisol, son alteraciones de laboratorio, que si bien ayudan a entender la patogénesis y a planear las estrategias terapéuticas, no son de utilidad para el diagnóstico y seguimiento del SFM.(108)

fibromialgia
Imagen sacada de vivesana


Relacionado

Deja un comentario