.


Share on Facebook

Consejos para evitar el dolor de espalda

El dolor de espalda es uno de los males por el cual se enfrenta por estos días, es una de las causas más recurrentes de absentismo en el trabajo, para poder eludir estos dolores te recomiendo algunos consejos muy simples y fáciles de realizar.

Será muy importante que se mantenga una postura correcta mientras se duerme, lo mismo cuando se está de pie o sentado, puesto que las posturas inadecuadas o incorrectas pueden llegar a producir una tensión en el sistema óseo y muscular de la espalda. Las causas más frecuentes que pueden ocasionar una postura incorrecta es la ropa ajustada en los jovenes o el uso de los tacones.

Otro de los motivos es el sobrepeso, ya que los huesos deben soportar más peso del que están acostumbrados, si este motivo se extiende en el tiempo puede ocasionar mucha tensión en los musculos y los huesos y por ende dolor de espalda.

Si en el trabajo se pasa gran parte del día sentado, es recomendable levantarse, realizar ejercicios de estiramientos, hacer un pequeño descanso cada hora, caminar o bien la silla ergonómica para que de esta forma se eludan problemas más graves.

Muchas mujeres embarazadas sufren de terribles dolores de espalda, para esto es necesario que mantengan una postura correcta y evitar permanecer sentada durante largas horas o usar tacones altos.

Se pueden encontrar lugares especializados donde los pacientes con dolores lumbares pueden asistir para poder aprender por medio de una actividad física para poder contrarrestar estos terribles problemas, aprendiendo a solucionarlos, para aquellas personas que padecen de dolores crónicos estos ejercicios no son recomendados.

Parada y con las rodillas suavemente flexionada, tanto la cabeza como la espalda en la misma dirección a la columna cervical, no debe encontrarse más adelantada, la postura correcta es en S.

Cuando se realizan ejercicios con pesas se debe prestar mucho cuidado al trazado de la espalda, una buena posición al comenzar los ejercicios, realizar algún descanso y comprobar si la espalda se encuentra en la posición indicada.

Cuando algunos de los ejercicios necesiten de una flexión, como puede ser el remo, mover la pelvis y la columna siempre en forma conjunta, ya sea cuando se dirige hacia adelante como para atrás.

Cuando se vuelve a iniciar la ejecución de los ejercicios y sin doblar la espalda se podrá comprobar que se cuenta con menos carga, es evidente que se están trabjando los músculos de la parte baja de la espalda que antes no se entrenaban de manera correcta.

dolor lumbar


Relacionado

Deja un comentario